La “transición virtual” del Gobierno en las redes sociales

El pasado 16 de agosto, mientras la población seguía los detalles de la toma de posesión del nuevo gobierno, se realizaba otro traspaso de mando: el de las cuentas oficiales del Poder Ejecutivo en las redes sociales.

La transición del “Gobierno virtual” creó confusión y señalamientos basados en el desconocimiento y la suposición de que “se estaban robando las cuentas”.

El hecho de no existir una referencia de un proceso anterior, pues era la primera vez que se hacía en el contexto de no solo un cambio de administración gubernamental, sino también de un cambio de partido político en la gestión del Estado, colaboró a aumentar el caos sobre el tema.

Coordinación y backups

Desde mediados de julio, los equipos de comunicación del pasado y el actual gobierno sostuvieron reuniones y coordinaron el proceso de traspaso de las cuentas de redes sociales oficiales de la Presidencia de la República, la Vicepresidencia y el desaparecido Despacho de la Primera Dama.

Así lo afirmó un integrante de la Dirección de Comunicación de la Presidencia del gobierno del expresidente Danilo Medina, quien conversó con Diario Libre sobre la logística del traspaso virtual en condición de anonimato. Explica que se inició el 15 de julio, con una solicitud a Twitter a través de Leroy Husband, director de ventas de Twitter para Centroamérica en Servicios de Media en Internet (IMS, por sus siglas en inglés). “Ahí iniciamos el proceso formalmente. Se dieron varias reuniones entre los equipos”, asegura la fuente.

La transición se hizo en Twitter, Facebook e Instagram. En el momento de la entrevista, el pasado 26 de agosto, indicó que en el caso de YouTube “ellos ya tenían un canal creado, aunque pueden asumir el usuario de Presidencia también en cualquier momento”. Actualmente el gobierno encabezado por Luis Abinader tiene en uso la identidad oficial de la Presidencia de la República en esta red social.

“Se hicieron los cambios, se les dejó el nombre de Presidencia y en todas las demás se les colocó la imagen del Gobierno Danilo. Eso se hizo también con la Vicepresidencia, se le acompañó en eso, en coordinación con el mismo equipo. Otras instituciones se les pidió dejarlas intactas y entregárselas a la nueva administración. Todo el proceso se hizo en comunicación directa con Twitter e incluso el traspaso del nombre, el sábado casi a la medianoche, se hizo en una video llamada con ambos equipos, del saliente y del entrante, y con Leroy Husband acompañándonos”.

Indica que a todas se les hizo un backup (copia) de su contenido y que las cuentas archivos están bajo la responsabilidad actual del equipo del expresidente Medina. “Su condición de presidente constitucional por el periodo 2012-2020 no la pierde, aunque ya es expresidente, aunque ya sea un ciudadano común. En República Dominicana nada regula este tipo de cosas como te mencioné antes, puede que me equivoque. Nosotros decidimos dejar los backups tanto al equipo entrante (Gobierno de Luis Abinader) como el que se enviará, cuando Twitter permita descargar el historial, al Archivo General de la Nación”.

En este sentido comenta que hicieron algo parecido a lo que sucedido en Panamá, cuando el expresidente Juan Carlos Varela entregó el poder, en julio de 2019, la cuenta oficial de Twitter presidencia panameña @PresidenciaPm pasó a llamarse @Varela20142019 bajo el nombre de “Gestión Varela”.

Las cuentas de archivo del gobierno de Medina llevan, en todas las redes sociales, el nombre de “Gobierno Danilo Medina”. En tanto, la de la Vicepresidencia es “Margarita para R.D.” y la del eliminado Despacho de la Primera Dama se llama “Gestión Cándida Montilla de Medina”.

También las páginas webs de estas administraciones del gobierno pasado de la Presidencia de la República y la Vicepresidencia están en línea: gobiernodanilomedina.do (donde están todas los documentos, decretos, notas y nóminas de la Presidencia de la República en el pasado gobierno) y margaritaparard.do

¿Cómo se realiza?

El analista en redes sociales, Darío Martínez, explica que no se sigue un protocolo único, pues existen diversas formas de “tomar posesión” de perfiles de redes sociales. “A medida que la importancia de las redes sociales ha aumentado, estas plataformas han tenido que crear y afinar procesos de traspaso de mando para una variedad de escenarios, usualmente comerciales, los famosos “rebrandings” de marcas (cambio de marca o rediseño de identidad). De alguna manera, los cambios de gobierno son una forma de “rebranding” y por su naturaleza tienen una particular importancia”.

En América Latina varios gobiernos han tenido que realizar este “cambio de marca”, algunos de manera traumática, como el caso de Argentina en 2015, en que el equipo de la saliente Cristina Fernández se apropió de la cuenta oficial del gobierno argentino @CasaRosadaAR, cambiando su nombre a “Casa Rosada 2003-2015”. La gestión de Mauricio Macri tuvo que crear otra cuenta. La situación motivó la presentación de un proyecto de conservación de activos digitales. En el traspaso de mando del 2019, a Alberto Fernández, no hubo inconvenientes.

Sobre las generalidades técnicas del proceso, comenta el , analista de datos Juan Isidro Acevedo: “Cada usuario tiene asignada una tabla en una base de datos. Esa tabla contiene sub-tablas o vistas donde se registran sus publicaciones, sus seguidores, las cuentas que sigue, etc. Cada tabla es única por cada usuario. Al hacer el traspaso, las plataformas copian la tabla solo con la sub-tablas de seguidores, pero no la de las publicaciones. La intención es que la administración tenga su contenido delimitado, pero que mantengan los seguidores porque se trata de la misma audiencia y no es justo que la nueva tenga que construir una comunidad desde cero. Así también se evitan situaciones como el borrado de contenidos o incoherencia entre publicaciones”.

Transiciones virtuales en América Latina

Argentina y México tuvieron situaciones conflictivas al momento de los cambios de Gobierno virtual. En el caso argentino de 2015, el traspaso fue traumático tanto en el mundo real como en el virtual. La presidenta saliente Cristina Fernández se negó a seguir el protocolo de transición y no se presentó a la toma de posesión de Mauricio Macri el 10 de diciembre de ese año, mientras el mundo virtual el equipo de Fernández se “robo” la cuenta oficial del Gobierno, la Casa Rosada.

Esto generó críticas contra Fernández y motivó a que cuatro años después, para el traspaso del poder entre Macri y Alberto Fernández - quien fue candidato de la alianza Frente de Todos y quien llevó a la expresidenta como compañera de boleta- en diciembre de 2019, se apurara una resolución para conservar los contenidos oficiales de la administración saliente. La transición virtual se hizo sin hacer una cuenta archivo de la gestión pasada, sino que se dio continuidad en la misma línea de tiempo.

En tanto que en México, la situación fue más radical. “No hubo traspaso. Se crearon cuentas nuevas. Sobre las páginas web de Instituciones Públicas, particularmente en los gobiernos de los estados, se borra todo; por lo que hay un debate en torno a que eso viola la Ley de Archivos General de Archivos públicos”, explica a DL la periodista mexicana Ángeles Mariscal.

Colombia siguió el mismo ejemplo de Argentina en 2018, cuando Iván Duque asumió la presidencia de este país sudamericano. Su antecesor, Juan Manuel Santos dejó un mensaje de despedida y, a continuación, la nueva administración siguió en la misma línea de tiempo en las cuentas oficiales.

Mientras que en Chile, se continuó utilizando el mismo nombre usuario para la cuenta de presidencia cuando Michelle Bachelet entregó de nuevo el poder a Sebastián Piñera en 2018, el cual se le asignó a la antigua cuenta @PrensaPinera (@PrensaPinera dejó de existir). El gobierno de Bachelet anunció que su cuenta sería un archivo, manteniendo todo el contenido y seguidores pero con un nuevo nombre de usuario, @archivo20142018, y bajo la administración del Archivo Nacional de Chile. El actual gobierno chileno tomó como usuario el nombre @presidencia_cl, continuando con el contenido y seguidores de la anterior @PrensaPinera.

El caso emblemático: Obama-Trump

La transición virtual del gobierno de Barak Obama al de Donald Trump, en 2017, podría calificarse como el más conocido y emblemático de estos procesos. Los activos digitales, es decir, los usuarios de las cuentas oficiales en redes sociales usadas en sus dos gestiones, pasaron a formar parte del Poder Ejecutivo de Estados Unidos y, por lo tanto, para su uso en los siguientes gobiernos (WhiteHouse en todas las redes sociales y en Twitter: @POTUS , @VP , @FLOTUS , @PressSec , @LaCasaBlanca , @WHLive , @VPLive , @Cabinet). Desde el 20 de enero de 2017, las cuentas archivo con toda la información generada durante sus gobiernos siguen accesibles y bajo la responsabilidad de la Administración Nacional de Archivos y Registros (NARA, por sus siglas en inglés). Lo mismo pasó en Chile, donde las cuentas archivo de la expresidenta Michelle Bachelet son administradas por Archivo Nacional.


Por Argénida Romero

Share on Google Plus

Editor Gazcue es Arte

Me considero joven, ya que la juventud es un estado del espiritu, bohemio como todo residente en Gazcue, academicamente soy Master en Educación Superior mención Docencia, Licenciado en Comunicación Social, Técnico Superior en Bibliotecología y Diplomado en Ciencias Políticas.

0 comentarios:

Publicar un comentario

GRACIAS POR VISITAR GAZCUE Y DEJAR TU COMENTARIO.