Los jugadores negros van en baja en las Grandes Ligas

Son superados por los latinos. Los blancos dominan ampliamente 

Por Yancen Pujols


Dusty Baker es uno de apenas dos dirigentes negros en las
Mayores.
El aniversario del debut de Jackie Robinson (15 de abril-1947) aumenta cada año en respeto y festejo. No obstante, su paso trascendental de ser el primer negro en la pelota profesional no encuentra mucho eco en una clase que va en baja cada año en las Mayores.

Las razones van desde escasas oportunidades o porque en otro deporte, entiéndase la Liga Nacional de Fútbol (NFL) o la Nacional de Baloncesto (NBA), llegan más rápido al estrellato y a la siempre apetecida danza de los millones.

Los negros son una minoría que es superada por los latinos en diversos renglones. En el aspecto económico, la razón que mueve y concede estatus en muchas partes del mundo por no generalizar, los afroamericanos tienen a cuatro dentro de los mejores 20 contratos en la historia. Tres de ellos se incluyen en los primeros 10: Prince Fielder, de Detroit, (214 milones de dólares desde 2012-20) en el quinto puesto. CC Sabathia, de los Yankees, (161 millones de dólares desde 2009-15) se encuentra en el noveno lugar, mientras que Matt Kemp está empatado con Manny Ramírez en el décimo escalón, ya que ambos firmaron por ocho temporadas y 160 millones de dólares. Vale aclarar que los acuerdos de Fielder y Kemp entraron en vigencia en esta campaña.

En el caso de los dominicanos, tres de los principales 10 están en su poder, comenzando por los primeros dos. Alex Rodríguez, de los Yankees (275 millones de dólares 2008-2017) y Albert Pujols, de Anaheim (240 milones de dólares 2012-2021). Dentro de los primeros 20, el total de criollos se extiende a cuatro, mientras que el grupo latino crece a seis, a diferencia de cuatro de los de color.

Rosters de postemporada

Una mirada a las nóminas de los conjuntos que aun están en competencia en la postemporada de las Grandes Ligas pone de manifiesto la realidad del decrecimiento del personal de color en los equipos y el imponente aumento de los latinos y ni hablar de los blancos que dominan.

Conjuntos como los Orioles de Baltimore apenas cuentan con dos peloteros de raza negra en su róster de 25 integrantes. Se trata de Adam Jones y Robert Andino, que es nativo de Miami, pero con raíces latinas.

Pedro Strop es de San Cristóbal y Manny Machado es de padres dominicanos. Están los mexicanos Luis Ayala y Miguel González y el venezolano Endy Chávez.
Solo Washington no tiene latinos. Luego en Detroit la armada hispanoparlante le da un paseo a la afroamericana y en otros como los Yankees y Cardenales domina sin inconvenientes.

Al comienzo de la temporada, según el estudio ofrecido por el Instituto de Ética y Diversidad de la Universidad de Central Florida, el porcentaje de jugadores blancos en los rósters era de 61.3, mientras que los latinos ocupaban el 27.3, los afroamericanos el 8.8 y los asiáticos el 1.9. El resto era de nativos norteamericanos, de Alaska y de Hawái.

El reporte dice que desde 1995 hasta la fecha el porcentaje de afroamericanos  ha bajado desde un 19 hasta un 8.8. En tanto, los blancos se han mantenido entre un 58 y un 61.6 desde 1997 hasta 2012.

En el aspecto dirigencial, Dusty Baker, de Cincinnati, y Ron Washington, de Texas, son los únicos afroamericanos. Ken Williams, de Chicago White Sox, y Michael Hill, de los Marlins, son los ejecutivos de mayor rango.


Share on Google Plus

About Gazcue es Arte

Lic. Comunicación Social y Bibliotecologia; Master Educación Superior y Política Internacional. Community Manager de @UASDFCS; Columnista @ElNuevoDiarioRD.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios :

Publicar un comentario

GRACIAS POR VISITAR GAZCUE Y DEJAR TU COMENTARIO.