Cuadra Morada vs. Cuadra Moderna

Por José Mercader

Oye, oyeeeeee, ven a la gran cartelera de lucha.

¡El Eugenio María de Hostos se engalana!

Ven a disfrutar de la defensa de la Faja Nacional. No te pierdas de esta verdadera batalla de gladiadores. En enfrentamiento democrático y también a sillazos, porque todo, oye bien, TODO, está permitido, incluyendo mordidas de oreja, pellizcos, golpes altos y bajos, bofetadas, galletas, trompadas, escobazos, mentada de madre, cocotazos, tabanás, uso de mancuernas, empujones.

El gran encuentro será el 15 de mayo a las 6 de la madrugada. No te lo pierdas. Oye, oyeeeeeeeeeee.

Por la Cuadra Moradaaaaaa… Danilooooooo Medinaaaaaaaaaaaaa.

Medina es un luchador entrenao en el gimnasio del profesor Juan Bo quien le enseñó que las cucarachas no se meten en gallinero ni que se ponen dos gallos de pelean en un mismo rejón. Su alimentación básica es a fuerza de berenjena con piña y jengibre, una dieta mejor que el Fortimalt. En su primera pelea encadenado y enjaulado, perdió del Guapachazo de Gurabo; pero en un segundo encuentro de revancha lo pulverizó. Desde entonces el Guapo no deja de gritarle que Llegó Papá.

Medina, conocido como El Tranquilo de San Juan, posee cuatro llaves claves para su triunfo: la llave del 4 % y la llave Inglesa (fabricada en Haití) y la de Juan Luis Guerra. ¿Y la otra? La otra es la cuarta llave, llamada así porque viene después de la tercera. Como todo sanjuanero, no cree en cábalas ni en muñecos de alfileres. Es un luchador que no habla mucho, prefiere dar etrallones o leerlo en una letanía que denominan Rendición de Cuenta.

Las apuestas están 6 a 3 a su favor y lo dan como favorito a menos que le hagan, a último momento, como a Evo.

Recuerde que todo está permitido.

En su cuadra cuenta con un luchador de fama mundial, tan vigoroso que hay que ponerlo patrás donde no se vea para que nadie sepa que no es él quien defiende la faja. En los entrenamientos nadie le gana…Señoraaaaasss y señoresssss y señoritosssssss … el Leóoooooon del Kumajónnnnnnnnn. Oigan la bulla, ¡qué cuadra coño!

Y por si eso fuera poco El Tranquilo cuenta en su cuadra con el rudo, el terror, el malvaaaaaaaaadooooooo Migueeeeeel Vargas.

Vargas cuenta con gran experiencia aunque tuvo que limpiar su cuadra. Su alimentación de base es el salchichón de toro ahumado con jachos de cuavas. El café lo prefiere frío, de todas formas no tiene otra alternativa porque la sirvienta tarda media hora en llevárselo desde la cocina que queda a dos kilómetros de su habitación. Con ese café frío en el buche y una cara de bulldog, nadie le gana.

De la misma cuadra y con cara de que le da un etrallón a cualquiera Modestoooooooooo Guzmán.

-Don Modesto, ¿Cómo ha hecho para mantenerse invicto?

- Invicto no, invitado y más Imposdón ej uté.

Por aquí también tenemos, a ver, a ver, ¿dónde se metió? Ah! Aquí está, un luchador que no tiene pérdiga ni en la cuadra de Tatica ni en la del Gallo Colorao. Con ustedes el más amable de los luchadores, el pequeño gigante del ring, aliado a El Tranquilo y defendiendo su cabelleraaaaaaaaa…

Y por si esto no fuera suficiente con 9’11 de estatura, con la mirada más helada que Rasputín, con más destreza que Mil Máscaras, ha entrenado con Hulk, con ustedes Gustavooooooooo Montalvo.

Pongan atención a este otro luchador, su especialidad es el twittazo, callado, silencioso, es un verdadero volcán, con ustedes Robertoooooooo Marchena.
Otros luchadores de la Cuadra Morada el antes activo, y ahora radioactivo, el imbatibleeeee Fuísquiti Fuísquiti acompañado de su masajista modernooooo Felloooooo Suberví. te vi, te vi , te viiiiiiiiiiii… Yo no buscaba a nadie y te viii.
Y por si el público quiere sangre, tendrá jugooooo de caña. Madam et mesié el cañeroooooooo Alfredoooooo Martínez.

Y en la otra esquina, la Cuadra Moderna, el más nuevo de todos los luchadores, no es un roble, pero es un Pino, con ustedeeeeees Luis Abinadeeeeeer.

Luis va por la Faja Morada contra su máscara o sea, su careta. Con una enorme experiencia sobre el ring, así le llama él al sillón de la televisión, y una tremenda capacidad de aguante, él está listo para aguantar esta pelea sin límite de tiempo y pautada a una sola caída. Señalado el gran favorito … a caerse de una de sus sillas que ya cojea desde que Babado le entró a sillazos a Tribilín.
Luis tiene una rigurosa alimentación a base de tayota con mango y molondrones, ricas en vitamina efe… feo pa’ la foto.

Por el bajo mundo nadie apuesta a él. Es el luchador más temido desde que Guillermo se operó de la lengua y dejándose quitar el segundo lugar del programa. A menos que el doctor G. Lorenzo le quite los puntos, la lucha será contra Luis y su cuadraaaa modernaaaaa.

Lo más temible de su cuadra es justamente lo moderno, pues cuenta con unos robles inteligentes especialistas en llaves de sumo: zumo de zanahoria, zumo de aguacate, zumo de toronja…

Por supuesto, no crean en las apuestas, vean nomás a estos tres luchadores: a Ramón Alburquerque, el Taras Bulba de la Química; a Pepe Goico, un luchador entrenao en las arenas de Madriz, domador fiero de helicópteros a los que le retuerce el cocote y le da un zumbón que van a parar a Elías Piña. El trío lo completa Sáncheeeeeez Baret.

Esa es una cuadra que hace honor a Relámpago Hernández por la rapidez con que fue armada incluyendo algunos refuerzos pesaos, muy pesaos. El luchador Giuliani vino relampagueante, más que entrenador agarró el punching bag… repleto y salió juyendo. El otro entrenador, Don Vargas Llosa que para traer más credulidad se está haciendo su peinado a lo Don King. Al parecer es un moño complicado y puede que lo dejen con el hecho bajo la protesta de su más ferviente seguidora Gina Franco.

El más fuerte de todos, el Guapachazo de Gurabo. Su fortaleza no está en el pelo, que no es ningún Sansón, tampoco en los brazos o pierna como Louis Cyr, el secreto está en los músculos bucales y su mayor habilidad como luchador es meter la pata, a la entrada y a la salida.

No olvidemos a otros luchadores de esta Cuadra, al temeroso Guido y su patada voladora; a Esquea con su llave candado insuperable.

Pero tampoco olvidemos a Juan Hubieres, quien ha luchado hasta con los ojos cerrados, no por los perdigonazos, sino por la máscara de gas que ningún luchador le ha podido quitar en toda su ruta. En su cuadrita re-verde levanta unas pesitas de latas de salsa rellenas de cemento. Es más hábil levantando pesos que pesas, hay que reconocer. Su fuerte es una mordida sangrienta que, diferente a Tyson, puede ser en la oreja izquierda como en la derecha.
Y finalmente un tremendo luchador, de un rosado pálido, que lo colorao se le fue, el gran Quiqueeeeeee Antún, pero sin espuelas.

Así es que, querido lector (en español no se dice querido lector y lectora) si algún político le saluda con “…aquí en la lucha”, créale, que han desplazao a Jack Veneno.
Share on Google Plus

About Gazcue es Arte

Lic. Comunicación Social y Bibliotecologia; Master Educación Superior y Política Internacional. Community Manager de @UASDFCS; Columnista @ElNuevoDiarioRD.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios :

Publicar un comentario

GRACIAS POR VISITAR GAZCUE Y DEJAR TU COMENTARIO.